lunes, 15 de diciembre de 2014

La Trinidad Divina




Bendito sea el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, que nos bendijo con toda bendición espiritual en los lugares celestiales en Cristo, 4 según nos escogió en él antes de la fundación del mundo, para que fuésemos santos y sin mancha delante de él, 5 en amor habiéndonos predestinado para ser adoptados hijos suyos por medio de Jesucristo, según el puro afecto de su voluntad, 6 para alabanza de la gloria de su gracia, con la cual nos hizo aceptos en el Amado, 7 en quien tenemos redención por su sangre, el perdón de pecados según las riquezas de su gracia, 8 que hizo sobreabundar para con nosotros en toda sabiduría e inteligencia, 9 dándonos a conocer el misterio de su voluntad, según su beneplácito, el cual se había propuesto en sí mismo, 10 de reunir todas las cosas en Cristo, en la dispensación del cumplimiento de los tiempos, así las que están en los cielos, como las que están en la tierra. 11 En él asimismo tuvimos herencia, habiendo sido predestinados conforme al propósito del que hace todas las cosas según el designio de su voluntad, 12 a fin de que seamos para alabanza de su gloria, nosotros los que primeramente esperábamos en Cristo. 13 En él también vosotros, habiendo oído la palabra de verdad, el evangelio de vuestra salvación, y habiendo creído en él, fuisteis sellados con el Espíritu Santo de la promesa, 14 que es las arras de nuestra herencia hasta la redención de la posesión adquirida, para alabanza de su gloria. (EFESIOS 1: 3-14)


ESTA DECLARACIÓN QUE COMIENZA EN (EFESIOS 1:3) Y TERMINA EN (1:14), SEGÚN W. HENDRIKSEN, “AVANZA RODANDO COMO UNA BOLA DE NIEVE POR UNA PENDIENTE, CRECIENDO EN VOLUMEN A MEDIDA QUE DESCIENDE. SUS 202 PALABRAS Y LOS ABUNDANTES CALIFICATIVOS QUE ELLAS FORMAN, ORDENADOS COMO TEJAS EN UN TECHO O COMO PELDAÑOS EN UNA ESCALERA, SON COMO ENCABRITADOS CORCELES QUE AL SER LIBERADOS SE LANZAN A IMPETUOSA VELOCIDAD”.

ESTOS 12 VERSÍCULOS NOS MUESTRAN LA PRECIOSA OBRA QUE EL PADRE, EL HIJO Y EL ESPÍRITU HAN HECHO A FAVOR DEL CREYENTE.

ALLÍ SE NOS DICE QUE EL PADRE NOS BENDIJO EN CRISTO EN LOS LUGARES CELESTIALES, QUE NOS ESCOGIÓ EN CRISTO ANTES DE LA FUNDACIÓN DEL MUNDO, QUE NOS PREDESTINÓ PARA LA FILIACIÓN COMO HIJOS SUYOS POR MEDIO DE JESUCRISTO, Y QUE NOS HIZO ACEPTOS EN CRISTO, EL AMADO DEL CIELO (VV. 3-6).

Y TODO LO HIZO EL PADRE MUCHO ANTES DE QUE NOSOTROS TUVIÉRAMOS LA MÁS MÍNIMA CONCIENCIA DE LO QUE DIOS ESTABA HACIENDO POR NOSOTROS.

Y L.B.D. QUE TODO ESTO ES “EN CRISTO”.

ESTA PEQUEÑA FRASE APARECE MÁS DE CIEN VECES EN LOS ESCRITOS DEL APÓSTOL PABLO… Y TAN SOLO EN ESTE PÁRRAFO APARECE 11 VECES.

PORQUE NADA SE NOS HA CONCEDIDO FUERA DE CRISTO, PORQUE LA VOLUNTAD DEL PADRE ES CONCENTRAR TODO EN ÉL, PARA QUE EN TODO TENGA EL SEÑOR JESUCRISTO LA PREEMINENCIA.

EN ESTA “ESCALERA DE MUCHOS PELDAÑOS”, TENEMOS TAMBIÉN LA OBRA DEL HIJO DE DIOS.

PUES EN CRISTO TENEMOS REDENCIÓN POR SU SANGRE, EL PERDÓN DE PECADOS.

LA REDENCIÓN ES LA LIBERACIÓN COMO RESULTADO DE UN RESCATE… EL PERDÓN, EN TANTO, ES OBTENIDO POR LA REDENCIÓN.

ASÍ QUE REDENCIÓN Y PERDÓN VAN JUNTOS… TAL COMO EN LA EXPIACIÓN DE LEVÍTICO 16.

ALLÍ, UN MACHO CABRÍO REPRESENTA LA REDENCIÓN, EL OTRO, EL PERDÓN... UNO MUERE, Y EL OTRO, VIVO, SE LLEVA LOS PECADOS AL DESIERTO.

EN CRISTO TAMBIÉN SE NOS DIO SABIDURÍA E INTELIGENCIA ESPIRITUAL PARA CONOCER EL MISTERIO DE LA VOLUNTAD DE DIOS.

PORQUE SIN SABIDURÍA E INTELIGENCIA ESPIRITUAL NO PODEMOS COMPRENDER NADA PROVENIENTE DE DIOS.

¿CUÁL ES EL MISTERIO DE LA VOLUNTAD DE DIOS?

REUNIR TODAS LAS COSAS EN CRISTO, O, COMO TRADUCE HENDRIKSEN, REUNIR “TODAS LAS COSAS BAJO UNA CABEZA EN CRISTO”.

LITERALMENTE, ESTO SIGNIFICA, COMO LO EXPLICA ESTE MISMO AUTOR: “TODAS LAS COSAS, LAS COSAS DEL CIELO, EN LA TIERRA, SOBRE NOSOTROS, ALREDEDOR NUESTRO, DENTRO DE NOSOTROS, DEBAJO DE NOSOTROS, TODO LO MATERIAL, HAN SIDO COLOCADAS AHORA BAJO EL DOMINIO DE CRISTO”.

EN CRISTO TAMBIÉN TENEMOS HERENCIA; ES DECIR, ÉL MISMO ES NUESTRA HERENCIA, LA TIERRA PRECIOSA EN LA CUAL NOS CAYERON LAS CUERDAS.

DE MODO QUE PODEMOS DECIR LO QUE CITA EL (SALMO 16:6): “ES HERMOSA LA HEREDAD QUE NOS HA TOCADO”.

AHORA BIEN, ¿QUÉ TENEMOS DEL ESPÍRITU SANTO?

DEL ESPÍRITU SANTO TENEMOS EL SELLO, QUE ES LA GARANTÍA DE POSESIÓN, AVAL DE SEGURIDAD, CERTIFICADO DE AUTENTICIDAD, Y EL ADELANTO DE LA HERENCIA COMPLETA.

ASÍ, COMO ALGUIEN HA DICHO, EL PADRE PLANEA (vv, 3-5), EL HIJO EJECUTA (vv, 6-12), Y EL ESPÍRITU LO APLICA EN EL CORAZÓN DE LOS CREYENTES (vv, 13-14).

¡MARAVILLOSA CONJUNCIÓN DE FAVORES!

¡BENDITO SEA EL PADRE, EL HIJO Y EL ESPÍRITU SANTO POR LOS SIGLOS DE LOS SIGLOS, AMÉN!





Aguasvivas.cl


No hay comentarios:

Publicar un comentario