miércoles, 6 de febrero de 2013

No sirve el afán, sino la Adoración





EN EL LIBRO DE LUCAS, CAPÍTULO 10, TENEMOS ENSEÑANZAS TREMENDAS.

VAMOS A VERLAS EN ESTE DÍA.

I. EL GRAN PRIVILEGIO (10:1-24)

LOS SETENTA ENVIADOS

LOS SETENTA «EMBAJADORES» ENVIADOS POR JESÚS TUVIERON EL PRIVILEGIO DE SERVIR AL SEÑOR E INCLUSO DE HACER MILAGROS.

SIN EMBARGO JESÚS DIJO QUE SU MÁS GRANDE PRIVILEGIO ERA TENER SUS NOMBRES ESCRITOS EN EL CIELO (v,20).

TODO LO QUE LOS SETENTA ENVIADOS HICIERON, BROTABA DE ESA RELACIÓN CON DIOS… ERA BÁSICO ENTENDERLO, Y TODAVÍA LO ES. «PORQUE SEPARADOS DE MÍ, NADA PODÉIS HACER» (JUAN 15:5).

ESTA COMISIÓN DE LOS SETENTA DEBE COMPARARSE CON LA COMISIÓN DE LOS DOCE QUE SE DESCRIBE EN MATEO 10… LOS HOMBRES SALIERON EN PAREJAS, A TREINTA Y CINCO LUGARES DIFERENTES, DONDE JESÚS MISMO ESPERABA MINISTRAR MÁS ADELANTE.

FUERON TANTO «LOS HOMBRES QUE PREPARARON» COMO LOS QUE PREDICARON LAS BUENAS NUEVAS DE SALVACIÓN.

LAS FIGURAS QUE JESÚS USA EN ESTA COMISIÓN SON VÍVIDAS Y  CONTUNDENTES.

ESTOS HOMBRES DEBÍAN SER SEGADORES EN UN CAMPO QUE ESTABA LISTO PERO DESCUIDADO (v, 2).

DEBÍAN SER OVEJAS EN MEDIO DE LOBOS Y MENSAJEROS DE LA PAZ DE DIOS (vv, 3, 5, 6). PERO SOBRE TODO, ESTOS HOMBRES ERAN OBREROS (vv, 2, 7); TENÍAN UN TRABAJO QUE HACER.

SU MINISTERIO EN UNA CIUDAD PODÍA TRAER BENDICIÓN O JUICIO, DEPENDIENDO DE CÓMO LA GENTE RESPONDIERA.

ESTOS SETENTA HOMBRES REPRESENTABAN AL SEÑOR Y LA MANERA EN QUE LA GENTE LES TRATARA SERÍA IGUAL A LA QUE TRATARÍA AL MISMO SEÑOR SI ESTUVIERA ALLÍ (v, 16).

JESÚS SABÍA ALGO RESPECTO A LAS CIUDADES QUE LO RECHAZABAN (vv, 13–16).

ÉL HABÍA MINISTRADO EN CORAZÍN, BETSAIDA Y CAPERNAUM, Y HABÍA HECHO COSAS MARAVILLOSAS EN CADA CIUDAD… PERO REHUSARON RECIBIRLE.

CORAZÍN ERA UNA PEQUEÑA ALDEA DE LAS COLINAS, COMO A TRES KILÓMETROS DE CAPERNAUM; Y BETSAIDA, QUE ERA LA CIUDAD DE ORIGEN DE LOS DOCE APÓSTOLES (JUAN 1:44), TAMBIÉN ESTABA CERCA DE CAPERNAUM Y DOS VECES JESÚS LA CONDENÓ (MAT. 11:21–23; LUC. 10: 3–15).

ES POSIBLE QUE BETSAIDA, QUE SIGNIFICA «ALDEA DE PESCA», HAYA SIDO UN DISTRITO ESPECIAL DE CAPERNAUM, DONDE VIVÍAN Y TRABAJABAN LOS PESCADORES.

CUANDO LOS SETENTA REGRESARON ESTABAN HENCHIDOS DE GOZO CON SUS EXPERIENCIAS DE VICTORIA; Y JESÚS VIO EN ESAS VICTORIAS LA DERROTA DEL DIABLO (v, 18; JUAN 12:31–32; ISA. 14:4–11; GEN. 3:15; ROM. 16:20).

PERO AUN MAYOR QUE ESTAS VICTORIAS ES EL PRIVILEGIO DE ESTAR INSCRITOS EN EL CIELO (FILIP. 4:3; APOC. 20:12–15).

EL VERBO «ESCRITO» EN EL GRIEGO ESTÁ EN TIEMPO PERFECTO, QUE SIGNIFICA QUE EL NOMBRE DEL CREYENTE YA ESTÁ ESCRITO EN EL CIELO Y SIEMPRE LO ESTARÁ.

SI LOS SETENTA SE REGOCIJARON DE LOS PRIVILEGIOS DEL SERVICIO Y DE LA SALVACIÓN, JESÚS SE REGOCIJÓ DE LA SOBERANÍA DEL PADRE Y EL PRIVILEGIO QUE TENÍA DE SOMETERSE A ÉL.

TAMBIÉN VEMOS QUE LA DEIDAD ENTERA ESTABA INVOLUCRADA EN EL REGOCIJO: EL ESPÍRITU (v, 21), EL HIJO Y EL PADRE… ¡QUÉ PRIVILEGIO ES SER UNO  DE SUS «PEQUEÑITOS» Y APRENDER SUS SECRETOS! (1 COR. 1:26–29).

II. LA GRAN RESPONSABILIDAD (10:25-37)

EL INTÉRPRETE Y EL PRÓJIMO

COMO A ALGUNOS DE LOS TEÓLOGOS Y ERUDITOS BÍBLICOS DE HOY, A LOS RABÍES JUDÍOS LES ENCANTABA DEBATIR SOBRE SUTILEZAS DE LA DOCTRINA; Y ESTE INTÉRPRETE DE LA LEY, COMO LO DESCRIBE LUCAS, QUERÍA OÍR LO QUE JESÚS TENÍA QUE DECIR.

DA LA IMPRESIÓN DE QUE EL HOMBRE NO ESTABA BUSCANDO LA VERDAD, SINO SÓLO TRATANDO DE METER A JESÚS EN UNA DISCUSIÓN, CON LA ESPERANZA DE GANARLE.

PERO ESTE “EXPERTO” DEMOSTRÓ SER EVASIVO CUANDO TUVO QUE ENFRENTAR LA VERDAD CON SINCERIDAD Y OBEDECERLA.

NUESTRA MAYOR RESPONSABILIDAD ES OBEDECER EL MÁS GRANDE DE LOS MANDAMIENTOS, EL CUAL EL HOMBRE CITÓ CON PRECISIÓN (LEVÍTICO 19:18) Y (DEUTERONOMIO 6:5)…

PERO NO PODEMOS AMAR COMO ES DEBIDO A DIOS Y A NUESTRO PRÓJIMO SI NO TENEMOS EL AMOR DE DIOS EN NUESTROS CORAZONES (ROM. 5:5; 1 JUAN 4:19).

SI NO PODEMOS GUARDAR EL MÁS GRANDE DE LOS MANDAMIENTOS (MAR. 12:28–34), ¿CÓMO PODEMOS ESPERAR AGRADAR A DIOS?

QUÉ IMPORTANTE ES VER QUE LA SALVACIÓN ES POR FE, NO POR GUARDAR LA LEY… PERO UNA VEZ QUE LA PERSONA ES SALVA, PUEDE DEPENDER DEL ESPÍRITU PARA LLENAR CON AMOR SU CORAZÓN.

LA PARÁBOLA DEL BUEN SAMARITANO SE DIO PARA RESPONDER A LA EVASIVA PREGUNTA DEL INTÉRPRETE DE LA LEY: «¡DEFINA SU TÉRMINO!», ES UN VIEJO TRUCO DE ABOGADOS Y GENTE QUE LE GUSTA DISCUTIR.

EN LUGAR DE INVOLUCRARSE EN TÉRMINOS ABSTRACTOS, JESÚS PRESENTÓ UN CASO CONCRETO; Y EL ERUDITO COMPRENDIÓ EL PUNTO.

EL PUNTO ES QUE NUESTRO PRÓJIMO ES TODO AQUEL QUE NOS NECESITA, CUALQUIERA AL QUE PODAMOS AYUDAR. EL «HÉROE» DE LA HISTORIA ES EL SAMARITANO QUE CUIDÓ DEL JUDÍO; EL SACERDOTE Y EL LEVITA, ES DECIR, LOS PROFESIONALES DE LA RELIGIÓN, NO SON HÉROES DE NINGUNA MANERA. LA PREGUNTA QUE DEBEMOS CONTESTAR NO ES: «¿QUIÉN ES MI PRÓJIMO?», SINO: «¿A QUIÉN PUEDO SER UN PRÓJIMO

III. LA BENDICIÓN MÁS GRANDE (10:38-42)

NO SIRVE EL AFÁN, SINO LA ADORACIÓN

JESÚS SENTÍA UN CARIÑO ESPECIAL POR LA FAMILIA EN BETANIA (JUAN 11:1–5), Y EL EVANGELIO NOS DA TRES DETALLES PARTICULARES RESPECTO A MARÍA, MARTA Y LÁZARO (LUC. 10:38–42; JUAN 11; 12:1–11).

CADA VEZ QUE HALLAMOS A MARÍA EN LOS EVANGELIOS, ELLA ESTÁ EN EL MISMO LUGAR: A LOS PIES DE JESÚS.

LA MAYORÍA DE LOS RABÍES NO HUBIERAN ACEPTADO A UNA MUJER COMO DISCÍPULA, PERO A JESÚS LE DELEITÓ ENSEÑARLE LA PALABRA A MARÍA.

NO HABÍA NADA DE MALO EN QUE MARTA LE PREPARARA UNA COMIDA, DEBIDO A QUE LA GENTE TIENE QUE COMER PARA VIVIR… PERO SÍ ESTABA MAL QUE SE AFANARA TANTO CON EL TRABAJO Y SUS PROPIAS «CARGAS», QUE IGNORÓ A SU INVITADO Y FUE RUDA CON SU HERMANA.

MARTA ESTABA «AFANADA Y TURBADA» TRATANDO DE SERVIR AL SEÑOR, Y SIN EMBARGO SE PERDIÓ LA BENDICIÓN MÁS GRANDE Y DURADERA.

MARÍA ESTABA OCUPADA CON JESÚS… MARTA ESTABA PREOCUPADA CONSIGO MISMA.

LO QUE HACEMOS CON CRISTO ES MUCHO MÁS IMPORTANTE QUE LO QUE HACEMOS POR ÉL.

PORQUE ES LA SUMISIÓN A CRISTO LA QUE LLEVA A LA OBEDIENCIA Y AL SERVICIO DE CRISTO.

¡DIOS TE BENDIGA! 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada